martes, 18 de agosto de 2009

Debut y despedida

Hace tiempo me agarraron ganas de empezar a usar morral.
Como no trabajo de productor de televisión ni soy hippie, no tenía excusas para subirme a este tren, pero ahora que mi novia me regaló uno ya estoy adentro!




Que copado me sentía hoy a la mañana estrenándolo... Desde que salí de casa no hice otra cosa que evaluar sus ventajas.

Pero la felicidad se terminó cuando una compañera de trabajo me preguntó "Usás cartera ahora?".


Primera y última vez que lo uso.

6 comentarios:

m dijo...

Muy mal hecho! salga con su carterita y sacie(?) sus deseos de morral hasta que se harte!

madamelulu dijo...

jaaaaaaaaaaaaaaa, carterista, qué puso en el morral que antes llevaba dónde?

LeO dijo...

Estaba casi vacío: anteojos, una birome, las llaves... era más por la facha que otra cosa.

Ahora ni eso!

pmc27 dijo...

Es que depende del material... si es de cuero como el de la foto se asimila a una cartera.
Si es más de tela pasa más piola (con el riesgo de parecer Hippie).

MS dijo...

Despedida dijiste? Por eso lo usaste hoy nuevamente..?

Me parece muy bien.!

LeO dijo...

Es de cuero... pero como bien dicen, hoy reincidí y ya no sufrí el escarnio público.

A lo mejor no ayudó que la primera vez lo usara con tanto maquillaje y los ojos delineados.